DÍA DEL PROTECTOR DE LOS ANIMALES

San_Antonio_AbadHoy, 17 de enero, como todos los años, se conmemora el Día del Protector de los Animales, en honor a San Antonio Abad (San Antón), quien en medio de la vida austera que llevó, descubrió la sabiduría y el amor divinos a través de observar a la naturaleza. De esa revelación, adquirió la costumbre de bendecir a los animales y a las plantas.”

San Antonio Abad murió el 17 de enero de 356 en Egipto (su tierra natal), a la edad de 105 años. Como fundador de conventos, adquirió el título de abad, que significa padre. Sus restos fueron llevados a Alejandría y a Constantinopla.

La celebración fue impulsada desde la época colonial por los frailes franciscanos y, en muchos lugares, se llevan animales y semillas a las parroquias para ser bendecidos. Considerando que no todos pueden llevarlos, en la mayoría de los casos, el párroco bendice agua para que se lleven y, poder así, realizar la bendición en sus propios hogares/campos.

Es muy importante esta fecha, pues se recuerda el equilibrio que debe existir entre el hombre y la naturaleza.

Desde En Patas y Sin Pulgas, saludamos a todos los que, como nosotros, luchan por el bienestar animal diariamente, en especial a los fieles colaboradores del blog, que están siempre presentes a través de los distintos medios de comunicación para hacer llegar su ayuda.

Como siempre decimos, sigamos dándonos la pata, sigamos fomentando el amor hacia los animales, el respeto y la solidaridad.

Feliz Día, Colegas!

Saludos,

Silvina Rodríguez Gáspari

 

 

 

 

 

Anuncios

EL FUNDAMENTALISMO NO SUMA

¿Qué nos pasa, humanos, qué nos pasa? Con la camiseta de la verdad absoluta levantamos el dedo acusador y prejuzgamos, sin preguntar, sin conocer, sin dar una oportunidad. Realmente la nota que correspondía a esta publicación va a tener que esperar porque surgió algo que no puedo dejar de contar y que, considerando mi estado, me urge expresarlo ahora.

Hoy no voy a postear un pedido de ayuda, ni una historia, ni un consejo, ni un capítulo de la historieta. Hoy les quiero contar lo que me pasa porque los siento como parte de mi acontecer diario, porque los siento mis amigos virtuales, en cada me gusta de Facebook, en cada comentario, en cada mensaje, en cada publicación compartida.

Estoy realmente muy triste. Durante dos días me vi envuelta en una discusión que parecía no tener fin. Se me acusa de “tener” un Golden Retriever, ese es mi pecado.

La persona que se dedicó a faltarme el respeto vía mensaje privado esbozando comentarios injustos, sin siquiera tomarse el trabajo de conocerme, no me dio su nombre, sólo tiene el perfil de una agrupación que, como todos, calculo que lucha por el bienestar animal. No voy a decir quién es, no me interesa ensuciar a nadie y, si esa persona quiere hacer eso conmigo, lo lamentaré mucho, pero no le deseo nada malo, simplemente lamento que exista gente tan malintencionada que entorpece esta ardua tarea de ayuda constante para con los seres más puros, escondiéndose detrás de una computadora para criticar sin dar crédito a quien se encuentra del otro lado.

Les cuento, aunque ya lo saben, yo no lo “tengo” a Liam. Él es parte de mi familia, es parte de mí. Nos adoptamos mutuamente en una mirada desde el primer día al igual que me pasó con Zarah, mi perrita rescatada.

No fomento la comercialización, mucho menos la explotación de un animal. Defiendo sus derechos en cada segundo de mi vida, hasta cuando me siento a comer (cosa que muchos de los que acusan no hacen). Sí, soy vegetariana, pero no por ello me dedico a perseguir a quienes no lo son. Respeto a mis pares y valoro que, aunque no puedan cambiar sus hábitos alimenticios, hagan desde lo más pequeño hasta lo más grande para salvar a un animal desamparado.

Pero alguien no me quiso escuchar. Sólo quiso exponer y exponer, cual seminario teórico sin mesa de debate.

Siempre voy a aconsejar que se adopte a un perrito desamparado y siempre aconsejaré que sea de manera responsable. Si estuviera dentro de mis posibilidades, me traería a todos a mi casa. Pero hoy por hoy no puedo, entonces ayudo de la manera que está a mi alcance. No voy a enumerar las cosas que hago, no me parece que venga al caso y, además, uno cuando ayuda lo hace con el corazón, no para buscar protagonismo.

“Un amigo no se compra”. Estamos de acuerdo. “Hay muchos perros sin hogar”. Estamos de acuerdo. “Hay muchos criaderos que explotan a las hembras”. Estamos de acuerdo. Ahora bien, las razas siguen existiendo, los criaderos no han sido abolidos, algunos de ellos sí se manejan responsablemente, y así siguen naciendo bebés todos los días. Entonces, ¿por qué no adoptarlos? ¿Qué culpa tienen ellos? Me dicen “las razas son inventos del hombre”. Ok. Entonces, a esos bebés… ¿se los considera inventos que no merecen una familia? Me parece que si ese es el camino que toman los fundamentalistas de la crítica, están más que equivocados. Ante un problema, cuando uno se sienta a criticar y juzgar incansablemente, ¿saben qué pasa? Nada. Y esa nada misma no genera nada. Y en esa nada de discusión sin sentido la gente se aleja, cuando debería estar mucho más unida, para poder ser más los que luchan por el bienestar animal. Porque juntos es mejor. Porque, a mayor número de almas solidarias, mayor número de seres salvados.

¿Cuántas vidas salvaron los perros Terranova? ¿Cuántas vidas iluminaron millones de labradores/Golden en su compañía a chicos y grandes con diversos grados de discapacidad? La respuesta es indescriptible y no por ello niega la capacidad de un callejerito para ayudar, para acompañar. Pero lo cierto es que también hay muchas razas maravillosamente extraordinarias que han logrado milagros.

No soy fundamentalista de las razas. No soy fundamentalista de nada. Soy una persona abierta que quiere invitarlos a reflexionar para que sigamos sumando y no restemos más.

Me crié en una familia hermosa en donde me enseñaron a amar a todos los seres, en donde las puertas siempre estuvieron abiertas para callejeritos, para todos.

Estoy cansada de ver cómo la gente divide todo el tiempo, cómo se forman bandos, cómo siempre hay algo para decir, para refutar. Estoy en contacto diariamente con publicaciones de todo tipo. He visto discusiones sin sentido entre proteccionistas en medio de un rescate. Vi cómo a veces se sacan los ojos para demostrar quién hace más o cómo castigan a quien perdió a su mascota en lugar de informarse cómo sucedieron los hechos. Gente, la desinformación intoxica, maltrata, lastima.

A veces las palabras duelen más que un puñal. Dejemos de castigarnos así. Queremos un mundo mejor, no? Ese mundo sólo es posible si comenzamos a respetarnos entre nosotros. ¿Cómo podemos ayudar a los “sin voz” si no podemos comunicarnos correctamente entre nosotros, si nos insultamos, si juzgamos sin conocer???

Liam y Zarah_primer díaNo soy “fanática de los Golden Retriever” como se me acusa. Simplemente uno de ellos se cruzó en mi vida y me hizo la mujer más feliz del mundo. Si eso es “herejía”, entonces que se me condene a la hoguera porque lo amo tanto como amo a mi callejerita y tanto como amo a cada criatura con la que estoy todos los días y me llena el alma poder “darle la pata”. Lamento que algunos no me entiendan.

Sinceramente, iba a realizar este descargo a través de mi sitio personal, pero me pareció que ameritaba aparecer en este blog, porque es un sitio por y para mascotas, por y para amantes de los animales.

Gracias por la lectura, gracias por entenderme y, a aquellos que no pueden comprender lo que estoy diciendo, como verán, firmo mis notas, podemos conversar cuando gusten.

Saludos,

Silvina Rodríguez Gáspari

TRÁNSITO O ADOPCIÓN URGENTE PARA REX

REX_PATITA LASTIMADARex es un perrito que apareció en el barrio Don José de Florencio Varela. Según cuentan quienes acudieron a su rescate, se encontraba “tirado dentro de una zanja con una herida desgarrada en la pata delantera derecha. Estuvo más de 15 días sin atención; una veterinaria lo vio en su casa dos veces y aconsejó la amputación. Los dueños nunca más se comunicaron con ella y, 15 días después, apareció abandonado en un campito donde la gente suele tirar, abandonar a los perros enfermos o que ya no quieren. Por relatos del supuesto dueño, el perro se escapó y apareció así. Le diagnosticaron una pérdida de sensibilidad profunda; se llevó a cabo la cirugía (amputación), en el hospital veterinario de San francisco Solano, Partido de Quilmes, Zona Sur, la cual fue exitosa.” 

Actualmente, se encuentra en el fondo de la casa de Rosana Vazquez, en un patio pequeño.

Rex tiene alrededor de 4 ó 5 años, pesa aproximadamente 26 kg, y se calcula que, como se está recuperando, seguramente haya aumentado un poco. Además,  mide 62 cm de altura y 95 cm de largo. Tiene un tic (leve) en la mandíbula, que, de acuerdo a lo establecido por la veterinaria, se trata de una secuela de moquillo.

REX_RECUPERACIÓNRosana lo describe así: “Es cariñoso, te salta de alegría cuando recibe compañía, le gusta que lo acaricien en la pancita y se tira en el suelo para recibir mimos. Cuando se queda solito llora un poco y después se calma y se duerme. También se sienta si va a recibir alimento y si estás cerca cuando come, mueve la cola, nunca me gruñó. Si algo no le agrada, o lo obligas a que haga algo que no le gusta, emite unos soniditos como si estuviera chinchudo. Creemos que no está acostumbrado a visitar al veterinario, bañarse, ser “cargoseado”. La pelota no le atrae, tanto como las libélulas y las moscas (es un cazamoscas , je), le gusta jugar con palitos y piedritas.” 

Hasta el momento, los gastos son los siguientes:

$ 600 Internación 

$1100 Cirugía 

$340 Medicamentos

TOTAL $ 2040

El domingo 5 de enero le sacaban los puntos así que faltaría la publicación de esos gastos que aún no se han detallado.

2Ayudemos a Florencio Varela, ayudemos a Rosana, ayudemos a Rex. Ellos estuvieron ahí y no siguieron de largo, ahora necesitan que les demos la pata. No pueden pagar guardería porque se están haciendo cargo de 12 perros más y Rex no puede vivir en ese fondo toda la vida. Necesita un hogar.

 

El teléfono de contacto de Rosana es: 15 62 45 30 61

Además, para quienes se encuentren cerca y puedan colaborar, hay una alcancía en el local Kosiuko (preguntar por Néstor) de la calle 898 y 844 en San Francisco Solano, Quilmes, ( al lado de Sizó Gerard).

Se solicita máxima difusión.

Muchas Gracias!

Silvina Rodríguez Gáspari

 

AYUDA A LA CUCHITA

7 cachorros abandonados en LA CUCHITANuevamente dejaron abandonados 7 cachorritos en Hostería Canina La Cuchita, ciudad de La Plata, de forma anónima, por supuesto, muertos de sed y de hambre.

A ver si de una vez por todas este tipo de “gente” entiende que los refugios y guarderías NO son “depósitos de animales” y que, en caso de no poder hacerse cargo de una camada de cachorros o de cualquier animal, es menester a priori consultar si hay lugar, si es posible dejarlos ahí, etc.

En fin, ya está hecho y, sobre ello, hay que resolver. La Cuchita nos necesita con alimento balanceado para los bebés y con la mayor difusión para poder encontrar un hogar responsable y apto para cada uno de ellos.

Estos son los datos para colaborar:

Banco Provincia,

número de cuenta a nombre de Margarita Antonia Curcio: 5056950

CBU: 0140114-7 0320505056950-2

Para quienes desean acercarse con alimento, el celular de Margarita es: 0221-15-507-4832

Se agradece la difusión!

Saludos,

Silvina Rodríguez Gáspari