¿POR QUÉ MI PERRO HACE POZOS EN EL JARDÍN?

digging¿Conviven con un peludete laborioso que se la pasa trabajando la tierra de la casa? ¿Sabían que este comportamiento tiene sus fundamentados motivos? Ok, si no lo saben o si acaso lo sabían, pero no lo recuerdan, hoy vamos a ver de qué se trata esta manía de ir dejando pozos por aquí y por allá. 😛

ECONOMÍA DE GUERRA…

4-11Marco Moyón, especialista en comportamiento canino de la Escuela Buenos Hábitos, subraya que la principal razón que los lleva a realizar tal actividad es su propio instinto. “Guardan comida cuando piensan que les va a faltar”, sostiene. Si bien se destacan los Labradores y los Huskies Siberianos como los primeros en hacer esto, es cierto que muchos mestizos también lo practican.

34-wdmd-is-425km080411Sucede que, al estar en la calle, son muy conscientes de que la porción de comida que encuentren puede ser la única en días. Por ello, su instinto los lleva a racionarla para no sentir hambre después. Entonces, todo lo que sobra lo guardarán en un lugar al que recurrirán cuando lo necesiten.

Pero esto no es nada nuevo, sino que es heredado de sus antepasados, quienes guardaban parte de las presas que cazaban para más tarde. A pesar de que la evolución los haya domesticado, el instinto no lo han perdido, según destaca el “Encantador de Perros” César Millán en su blog.

TAL VEZ NO ESTOY TAN BIEN…

why-dogs-bury-things_0Como siempre decimos, es muy importante, como adoptantes responsables, ser buenos observadores, dado que, en muchas ocasiones, los cambios de comportamiento responden a algún déficit en la salud de nuestro peludete.

Hacer pozos o rasgar con nerviosismo el suelo puede estar evidenciando un pronunciado cuadro de estrés o de ansiedad.

CAMBIO DE HÁBITOS

digging2Sea una razón u otra la que los lleve a llenar nuestro jardín de pozos, pueden corregirse con paciencia y dedicación.

Por ejemplo, cuando lo vemos “con las patas en la masa”, debemos cambiar el foco de la actividad, decir un “NO” contundente (recuerden que no debemos gritar, podemos demostrar autoridad sin agresividad) e invitarlos a entretenerse con otra cosa, un juguete que les guste, un juego en el que nosotros podamos participar, en sí, una actividad que le resulte mucho más atractiva que la que se encontraba realizando.

Para el caso de los peludetes con estrés o extrema energía (sobre todo los cachorros), es muy importante una buena dosis de ejercicios, de modo que se descarguen durante un paseo o la práctica de algún deporte y no contra nuestras plantas. 😉

SI SE QUIERE, SE PUEDE

digging-holesDicen que todo es posible en cuanto haya voluntad. Yo creo que es muy cierto. Más allá de su instinto o de los motivos varios que impulsen a nuestro peludete a hacer algo indeseado, siempre vamos a estar a tiempo de modificarlo. Aquí la educación juega un rol fundamental nuevamente, dado que somos nosotros quienes le indicaremos la diferencia entre las cosas que están bien y las que no lo están. Y no debemos frustrarnos si les cuesta entendernos. No olvidemos que cada uno tiene sus tiempos y que, más allá de lo que digan los manuales y los expertos, cada ser es distinto. Eso no quiere decir que no llegue nunca a responder como esperamos. Simplemente, se trata de tener paciencia, fe en nuestro peludete y demostrárselo. Él sabrá leer en nuestros ojos. No se dan una idea cuán mágica puede resultar la confianza cuando se siente con el corazón.  😉

Silvina Rodríguez Gáspari

FUENTE: http://www.elcomercio.com

Anuncios

UNA MAMÁ MUY ESPECIAL

perra-adopta-a-gatito-4Para esta significativa fecha, elegimos traer una hermosa historia que narra cómo una perrita que nunca había dado a luz, adoptó inmediatamente a una gatita que, con tan sólo tres semanas en este mundo, tenía muy pocas probabilidades de quedarse. Conozcan a Lilo, quien salvó la vida de Rosie.

Lilo vivía junto a Infinity y Miko en San José, California. Una genial patota de huskies siberianos que iban a todos lados juntos.

Un día, llegó a su hogar Rosie, una gatita bebé de tres semanas de vida, que había sido rescatada en pésimas condiciones: desnutrida, aletargada, con un pronóstico muy poco alentador.

perra-adopta-a-gatito-2La mamá humana de Lilo, Thoa Bui, describió en su cuenta de Instagram: “Casi no sobrevivió a la primera noche.  Ella estaba aletargada y floja, la cuidábamos constantemente. Así que decidimos jugárnosla y dejarla acurrucada con Lilo”.

Pero esto no fue todo. El amor maternal de Lilo nació inmediatamente, como algo mágico, como si se tratara de una de esas películas en donde no existen los imposibles, con la diferencia que era la más preciosa de las realidades:

“Milagrosamente ella comenzó a tomar leche de Lilo y ésta se convirtió en un completa madre sustituta para RosieIncluso la estimula para ir al baño (Esto fue muy impactante para mí). Desde entonces, Rosie ha estado sintiéndose mucho mejor y ha abierto los ojos”, relata Thoa.

lilo-y-rosie

perra-adopta-a-gatito-5Aunque cueste creerlo, Lilo nunca tuvo cachorros y, sin embargo, con Rosie se comportó como la mejor mamá que pudiera existir. Sucede que las perras, en este tipo de situaciones, aun cuando no han estado embarazadas, tienen la capacidad de producir leche para alimentar y proteger a un bebé. (Se siguen preguntando por qué defiendo tanto a los peludetes??? Son la genialidad más grande de la vida ❤ ).

Desde entonces, Lilo y Rosie se volvieron inseparables, tanto que llegaron al punto en que Rosie se siente más perro que gato, puesto que ama el agua, por momentos jadea como un can y hasta espera a que se le coloque su correa cuando siente que están por salir a pasear.

perrigatos-zRosie ha logrado volverse más fuerte gracias al amor y los cuidados de Lilo y de su mamá humana, Thoa. Además, la manada husky la adoptó amorosamente, por lo que ahora no hay quien pare a este maravilloso equipo que va para todos lados juntos. ❤

Desde En Patas y Sin Pulgas, saludamos a todas las mamás, sin importar su especie. Porque todas son geniales, porque el sentimiento de maternidad no es propio ni de los humanos ni de la consanguinidad. Cualquier ser sintiente lo puede llevar en su corazón y desarrollarlo de la mejor manera. Por mi parte, celebro mi día, porque tengo a mis dos peludetes hermosos, Liam y Zarah, que me hacen sentir la mamá más afortunada del universo. ❤ Deseo para todos ustedes un excelente día, rodeados de amor, de colitas danzarinas, de patotas cariñosas y hociquitos húmedos expectantes. Que la historia de Lilo nos acompañe cada uno de esos días en que se debilitan las fuerzas y pensamos que se torna difícil seguir. Recordemos que ella logró lo que muchos creían imposible: sin haber sido mamá previamente, se convirtió en la mejor y salvó la vida de Rosie. Cuánta falta le hacen al mundo más corazones como el de Lilo…

Silvina Rodríguez Gáspari

FUENTE: https://notasdemascotas.com/ * http://tuotrodiario.hola.com/